Series por el Mundo

Regina entre el bien y el mal, y Elsa y su monstruo de hielo en lo nuevo de ‘Once Upon a Time’


Volvió y lo hizo por la puerta grande. Anoche se estrenó la cuarta temporada de ‘Once Upon a Time’ con la máxima expectación y convirtiendo a la serie, antes de su inicio, en el primer TT mundial y congregando a más de 9 millones de espectadores frente al televisión, siendo la emisión más vista de la serie desde noviembre de 2012.

Ya os hicimos un review de los primeros siete minutos que se mostraron la semana pasada, así que, continuamos justo en ese punto a contaros todo lo que trajo la serie. ¡OJO MUCHOS SPOILERS!

Antes que el barco, dónde viajaban los padres de Elsa y Anna, los reyes de Arendelle, fuera arrasado por una tormenta, la madre de las hermanas protagonistas de Frozen, les escribe una carta que lanza dentro de una botella, sin antes decirle al rey “Tienen que saberlo si nosotros no volvemos a casas” ¿Qué deben saber? El motivo el cuál emprendieron ese viaje y que, más adelante, será el leifmotiv de Anna.

Después de la conversación entre Regina y Emma, dónde la Reina Malvada le reprocha a La Salvadora que “ella siempre es la mala” y que “la persona que iba a matar a Marian no es la persona que soy ahora”. Aunque para Marian, esposa de Robin Hood, sigue siendo el monstruo que estuvo a punto de matarla y, no entiende cómo todo el mundo trata bien a un ser cómo ella.

Mientras tanto, Elsa, totalmente desconcertada y desubicada, deambula por Storybrooke. Las primeras personas en toparse con ella son Leroy, el enanito gruñón y dormilón que, después que este se durmiera al volante y estuvieran a punto de atropellarla, congela el automóvil de forma automática.

Pero no se lleva bien con los vehículos, mientras deambula por Storybrook y va dejando un resto de hielo allí por dónde pasa, se cruza con una moto que le hace ponerse nerviosa y sus manos empiezan a congelarse.

Por otro lado, en Arendelle del pasado, la princesa de hielo, le regala a su hermana Anna, el vestido de boda de su madre, para que lo luzca en su inminente boda con Kristoff además de un colgante con forma de una estrella de hielo. Mientras esta se lo prueba, Elsa, encuentra en el escritorio de su madre un libro dónde está escrito el motivo por el cuál, emprendieron sus padres el fatídico viaje. Al leerlo, Elsa empieza a perder el control de sus poderes, generando una pequeña nevada a su alrededor y sale huyendo de su casa mientras Anna, le persigue.

De vuelta a Storybrooke, Rumple y Bella, ya cómo marido y mujer, se disponen de disfrutar su luna de miel, pero previamente, El Oscuro, visita la tumba de su hijo Beal/Neal.

Es uno de los momentos con más sentimiento de todo el capítulo. Rumple se sincera por primera vez con su hijo, aunque él ya no esté. Su amor hacía su hijo, la daga, Bella y las mentiras es el centro de este espectacular monólogo.

De vuelta con el trio amoroso Regina-Robin-Marian, el centro de este, visita a La Reina Malvada a su casa.

Robin expresa sus sentimientos hacia Regina, explicándole que estos son reales pero, que debe permanecer con Marian cumpliendo su voto de “Hasta que la muerte nos separe”, dejando plantada a La Reina Malvada.

Esto, le hace enfurecer tanto que recurre a un antiguo aliado suyo que tiene encerrado en el sanatorio mental dónde también se encontraba Bella. Estamos hablando de El Espejo Mágico que será su mano derecha para reconquistar a Robin.

En el camino de su luna de miel, Bella y Rumple, encuentran una casa dónde pasar su primer viaje apartados de todos los habitantes de Storybrooke. La casa, guarda secretos más allá de los que ya tiene Rumplestiskin.

El primero de todos es la famosa daga. Recordar qué, al final de la temporada pasada, El Oscuro, le dio la daga a su prometida para que la custodiará y que, de esta manera, Bella fuera la que dominará su poder. Pero lo que no sabía era que lo que le había entregado era una copia y que, la auténtica, seguía en su poder.

Nada más entrar en la mansión, Rumple congela a Bella y realiza el cambio de daga, entregándole la auténtica y quedándose él con la imitación. Pero no es lo único mágico que hay en la casa, ya que encuentra una caja idéntica a la que utilizaron para encerrar a Peter Pan.

Después del emotivo baile, recreación de la mítica escena de la Bella y la Bestia, cuando la Sra. Gold se queda dormida, Rumple baja con la daga y abre la cajita que había visto antes, descubriéndonos un sombrero muy parecido al de Yensid, o el que porta el mago Merlín.

    

De vuelta a la familia Charming, sigue el intento de localizar a Regina y poder hablar con ella, pero no hay forma de hacerlo.

Interesante conversación que tienen Madre e hija sobre la relación de Emma con Hook, algo que, de momento, mantendrán al margen de Henry. Está es la primera conversación que mantienen Snow y Emma después que ella volviera del pasado y decidiera quedarse definitivamente en Storybrooke. Pero todo esto es interrumpido cuando aparecen los enanitos Gruñón y Dormilón, contando que algo mágico los ha atacado.

En el inicio de la búsqueda, Emma, que previamente se había encontrado con Garfio, encuentran un rastro de hielo por el camino, lo siguen y, para sorpresa de ellos, se encuentran con un enorme monstruo de nieve, controlado por Elsa que está escondida huyendo de quién la persigue.

En ese momento, la Reina de Hielo se encuentra con un periódico dónde se anuncia la boda de Bella y el Sr. Gold y descubre, en esa portada, algo que le es muy familiar.

Mientras tanto, Emma, Hook y el Príncipe Encantador, se adentran en el bosque en busca de gigante y se cruzan en el camino de Hood y Marian. Cuando los intentan avisar de la aparición del abominable hombre de hielo, aparece y ni la magia de Emma es capaz de aniquilarlo. De un rugido deja inconsciente a todos menos a Marian que, es salvada por Regina de ser pisoteada por el monstruo.

De vuelta a Arendelle del pasado, Elsa y Anna discuten de lo que han leído en el diario que, según había escrito la madre de ambas, el viaje que emprendieron, era para encontrar una cura para Elsa y que no acabara convertida en un monstruo. En ese momento, acuden a pedir consejo a los Trolls quién criaron a Kristoff y anteriormente les habían ayudado.

El gran jefe de ellos, les dice a las hermanas que, sus padres, días antes de su marcha, le contaron que se dirigían a un lugar llamado Misthaven.

Ajena a todo, Regina, sigue con su plan de tener su propio final feliz. Aunque en un principio la idea de la Reina Malvada era cambiar el pasado para así volver todo a la normalidad, pero se da cuenta que, el libro, es quién otorga los finales felices y ella, cómo La Reina Malvada, no podrá tener un final feliz, así que su intención es destruir quién creó el libro mágico de Henry.

Y llegó el momento estelar, la aparición de Kristoff y el reno Sven. Elsa le pregunta al prometido de su hermana dónde se encuentra y él le dice, después de divagar e intentar ocultárselo, que ha ido en busca de Mishthaven o lo que es lo mismo, El Bosque encantado. A destacar el estupendo papel que realiza Sven dentro de la conversación entre Elsa y su futuro cuñado. 

Finalmente, se ve a Elsa cómo cumple su objetivo de llegar a la tienda de Mr. Gold encontrar el objeto que estaba buscando: el medallón que regaló la princesa a su hermana Anna para que lo portara en la boda.

Puedes ver más fotos del capítulo aquí:

                         

Te mostramos el avance del próximo capítulo titulado ‘White house’

Comenta y reacciona más abajo, ¡queremos saber qué te ha parecido!